15 consejos para no pasar desapercibido en LinkedIn (Parte II/III)

Si nos vienes leyendo últimamente, sabrás que hace poco comenzamos una sección de trucos para explotar al máximo el potencial de LinkedIn, la red social profesional donde tienes que estar sí o sí para destacar en el mercado.

Comenzamos poniendo a punto tu perfil personal en 5 pasos y hoy, en esta segunda entrega, nos centraremos en las nuevas oportunidades y cómo atacarlas desde un punto de vista muy estratégico. ¿Preparado para convertirte en el candidato ideal? ¡Vamos a por los tips!

Hacia la búsqueda activa…

6. ¿Buscas trabajo? activa la opción

Estás a solo un click de mejorar radicalmente tus oportunidades y probablemente lo desconocías. LinkedIn permite configurar tu perfil de forma que avisa a los reclutadores, de forma no explícita en tu perfil, de que estás abierto a nuevos cambios profesionales. Una forma de “tantear” el mercado, tanto si estás en activo como si no. Para ello, debemos ir al apartado empleos de Linkedin y marcar “Activar la opción”

activar-oportunidades

7. Todos tenemos referentes: síguelos

Una amplia mayoría de empresas utiliza LinkedIn para comunicar sus novedades corporativas y, también, sus vacantes de empleo. Una buena forma de estar directamente informado de las necesidades de tu sector, es seguir a tus referentes: los que admiras, conoces o te aportan valor. También hablamos aquí de perfiles especializados o headhunters, directivos y jefes de rrhh. Estudia bien tu target para ser el primero en enterarte.

8. Skills: apuntando al top 3

Si ya habíamos trabajado en el SEO personal en el punto anterior, ahora es turno pedir un poco de ayuda de tus contactos. Las skills son las aptitudes que te definen profesionalmente en LinkedIn, sin embargo aunque puedes (y debes) elegir las que mejor te representan, son tus colegas los encargados de “validarlas”. Asegúrate que tus 3 principales, las más visibles y con mejor posicionamiento, son las adecuadas, y si no es así, solicita un minuto de su tiempo con un enlace directo a esta sección.
skills

9. Recomendaciones y el Quid pro Quo

Las recomendaciones de LinkedIn se sirven -por regla general- de la locución latina que enuncia este epígrafe. Así, podrías esperar que si uno de tus colegas dedica cierto tiempo a recomendar tu valía en la red, tú deberías devolverle el favor actuando de la misma manera. Es importante mantener un ratio equilibrado de recomendaciones enviadas y recibidas, a fin de demostrar interés no sólo en recibir, sino en recomendar.

10. Únete a grupos que te aporten valor

Los grupos son uno de los grandes desconocidos en LinkedIn, y pueden convertirse en un excelente lugar para mantenerte a la última de la actualidad, aportar tu visión y conectar con líderes de opinión y contactos potenciales. Muy indicados para el profesional B2B, nuestra recomendación es analizar cuidadosamente el contenido de cada grupo y solicitar unirte sólo a los más relevantes.

Ojo con el número de seguidores: muchos grupos grandes, están en realidad desiertos o llenos de spam: no siempre más es indicador de mejor, encuentra tu nicho y aléjate de de los ¨supergrupos¨.

Hasta aquí nuestros tips para preparar un perfil a la búsqueda activa en LinkedIn. Esperamos que hayáis aprendido un par de cosas para mejorar la visibilidad en búsqueda de vuestro perfil ¡Nos vemos en la siguiente entrega!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *