¿Y si quiero hacerme un blog?

Hoy en día decir que “tengo un blog” no es tan novedoso como hace años, de hecho, gran parte de la sociedad no es que tenga un blog sino que además, éste va asociado a Facebook, Twitter, Instagram, Youtube…y a todas las Redes Sociales y forma comunicativa que podamos imaginar.

blogger

Si aún no tienes un blog, seguramente conocerás a alguien que lo tiene o a un amigo de un amigo, o sigues a alguien que lo tiene. Quizás te ha picado el por hacer uno; en este caso, siéntate, despeja tu mente y sigue una serie de pautas que quizás te aclaren el camino hacia tu blog.

  • Lo primero que debes hacer antes de elaborar tu blog es pensar en una temática. Céntrate en algo que te guste y de lo que realmente sepas. Este punto es muy importante porque a veces cometemos el error de dejarnos llevar por temas más solicitados por el gran público que por los que sabemos y en los que podemos lucirnos. Si escribes sobre algo que no sabes es posible que al final te acaben pillando “con el carrito del helado”. De este modo e irremediablemente, también elegirás a tu público.

 

  • Lo primero que debes hacer antes de elaborar tu blog es pensar en una temática. Céntrate en algo que te guste y de lo que realmente sepas. Este punto es muy importante porque a veces cometemos el error de dejarnos llevar por temas más solicitados por el gran público que por los que sabemos y en los que podemos lucirnos. Si escribes sobre algo que no sabes es posible que al final te acaben pillando “con el carrito del helado”. De este modo e irremediablemente, también elegirás a tu público. 

 

  • Cuando tengas la temática, deberás echar un ojo a otros blog de la misma temática y hacerte preguntas como: ¿qué le falta a estos blogs?, como usuario, ¿qué es lo que me gustaría encontrar y no consigo?

 

  • Las anteriores preguntas son relevantes para preparar el contenido. Deberás centrarte en los temas sobre los que quieras hablar y la frecuencia de las publicaciones. Respecto a temas de contenido, has de seguir algunas pautas como: la brevedad (ser conciso es la ley en el mundo online y además todo un arte), utilizar las palabras clave (sí, el SEO es como la suegra: no nos gusta pero hay que tenerlo en cuenta), imágenes de calidad…

 

  • Buscar la plantilla ideal puede ser una odisea, sobretodo si no tenemos mucha idea de diseño gráfico. Así que lo ideal es comenzar con una sencilla que podrás ir adaptando a medida que el blog avance y con él los conocimientos sobre la imagen. Aunque sea tu blog personal, en cuanto a imagen, tómalo como imagen corporativa de ti mismo, cuál es la impresión que quieres dar y cómo quieres que te reconozcan.

 

  • Si quieres asociar tus RRSS a tu blog, es inevitable que todas tengan una imagen similar para que sea reconocible.

 

  • El comienzo de un blog puede ser tremendamente frustrante (¿por qué nadie me escribe?, ¿es qué no gusta?, ¿por qué tengo tan pocas visitas?). Así que la paciencia será tu mejor aliado. No desesperes: todos los comienzos son duros, ¿o acaso no recuerdas cuando tenías fotolog y al principio lo único que pasaba por allí eran las plantas rodadoras del desierto?

 

  • Disfruta escribiendo sobre lo que te gusta y tómalo como quieras: como una diversión, tu momento de ocio, como una imagen que aportar a tu CV, una forma de ganar un dinerillo extra… Aprovecha la libertad que tienes y hazla tuya.

libertad_blogger

Deja un comentario